Este tipo de trastorno pertenece a los trastornos de ansiedad severos que aparece tras haber sufrido un trauma cercano a la muerte o graves lesiones; como puede ser un accidente grave de coche, haber participado en una guerra (en la guerra del Vietnam 70.000 veteranos sufrieron este tipo de trastorno.

 

Los síntomas de este trastorno son; a ataques de pánico, flashbacks, pesadillas frecuentes, dolor de cabeza, insomnio, irritabilidad, depresión, claustrofobia, alucinaciones auditivas y visuales.

 

Se calcula que un tercio de las personas que han vivido una experticia límite en sus vidas están expuestas a sufrir este trastorno. Se puede decir también que este trastorno no es exclusivo de ninguna edad en concreto, puede aparecer desde la niñez hasta en la edad adulta, y un dato a destacar es que puede aparecer de inmediato o después que hayan pasado unas semanas, meses, incluso años. El TEPT puede surgir ante circunstancias de terror extremo, cuanto más traumática y horrorosa sea para la persona esa vivencia, hay más posibilidades de que aparezca.

Diego de la Fuente Sobrino

Psicólogo